¿CÓMO CUIDAR TUS JOYAS?
¿De qué están hechas nuestras joyas? Todas nuestras joyas son de latón están chapadas en oro de 18/23 quilates.Las joyas Maria Pascual son de la mejor calidad. Están pensadas para que te las puedas poner cada día sin problema y aguanten como nuevas el máximo tiempo posible, siempre que las cuides siguiendo nuestros consejos básicos. De verdad, ¡haznos caso!:- Nuestras joyas pueden mojarse perfectamente tanto en la ducha como en la piscina o en la playa, pero cuanto más expuestas estén al sol o al agua con cloro o salada, más desgaste tendrán. Si tienes cuidado, no tienen por qué ponerse verdes ni negras.
– Puedes hacer ejercicio físico con ellas, pero ten en cuenta que el sudor es corrosivo en mayor o menor medida dependiendo del pH de tu piel.
– Evita rociar perfume, cremas, productos con alcohol o ácidos directamente sobre ellas porque pueden dañar el chapado y hacer que las joyas pierdan brillo y color.
– Intenta estar atenta a tus movimientos porque cualquier golpe que les des podría marcarlas con arañazos y rascadas.
– Póntelas siempre de manera correcta para no estropear los cierres o modificar su forma original.Recuerda: Nosotras hacemos todo lo posible para que nuestras joyas sean eternas ¡pero todo depende de ti!

¿CÓMO LIMPIO MIS JOYAS PARA QUE PAREZCAN SIEMPRE NUEVAS?
– Límpialas con una gamuza o paño/toalla suave, y lávalas de vez en cuando con agua templada y jabón neutro (nada de productos químicos agresivos) para quitarles la posible suciedad incrustada.
– Si utilizas algún tipo de cepillo, que sea de cerdas blandas.
– No las frotes en exceso, ni intentes lijarlas o pulirlas por tu cuenta.

¿DÓNDE GUARDO MIS JOYAS PARA QUE NO SE DETERIOREN?
– Organiza siempre tus joyas de manera separada para evitar que con el roce se rayen.
– Ordena tus collares y chokers individualmente, y en plano, para que no se formen nudos y así no estropear ni romper las cadenas.
– Guarda siempre tus pendientes por pares y con sus correspondientes cierres para que no se te extravíen o pierdan definitivamente.
– Mantén tus joyas alejadas de la luz y el aire en espacios resguardados de cambios de temperatura bruscos (no las pongas cerca de fuentes de calor o frío como el radiador o el aire acondicionado) y lo menos húmedos posible (¡no te las dejes en el baño!).

¿QUÉ HAGO SI HE SEGUIDO TODOS VUESTROS CONSEJOS PERO TENGO UNA JOYA QUE YA NO LUCE COMO ANTES?
Escríbenos a contact @ maria-pascual.com o utilizando el siguiente formulario y te ayudaremos.

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart

No hay productos en el carrito.